Hombre de a pie

enero 23, 2010

DONACIONES ELECTORALES ILIMITADAS

Filed under: Opiniones — hombredeapie @ 6:35 pm
Tags: , , , ,

El supremo de Estados Unidos ha aprobado las donaciones electorales ilimitadas. Este hecho significa que individuos o compañías puedan invertir dinero en propaganda de un partido político en busca de ventajas ideológicas o materiales sin que exista un tope a la donación.

La propaganda en las campañas electorales juega un papel muchas veces decisivo en los resultados. Un ciudadano medio puede sucumbir bajo la presión de la propaganda y dar su voto al grupo que por así decirlo le ha lavado el cerebro. El cambio de voto puede incluso moverse en terrenos más materiales y la compra de votos y favores económicos son desgraciadamente moneda frecuente de cambio.

La aprobación de las donaciones ilimitadas en las campañas electorales de Estados Unidos puede tener consecuencias muy preocupantes. Muchas compañías petrolíferas, compañías armamentística, compañías de seguros y especialmente farmacéuticas y sanitarias tienen intereses económicos fuertes y su intervención en la política va en busca muchas veces de gobiernos que les proporcionen más ventajas.

En Estados Unidos la libertad es el valor por excelencia y se ensalza como si fuera un invento americano. Desgraciadamente muchas veces esta libertad se utiliza para que el poderoso oprima al débil.
El no poner límite a las donaciones electorales habrá sido para muchos republicanos el triunfo de una idea, la idea del sueño americano de partir de la nada y alcanzar el triunfo. No todos llegan al triunfo, uno de los hermanos Marx decía “he salido de la nada para llegar a las mas altas cotas de la miseria”. Es importante señalar que no es bueno para todos, aunque es el sueño de muchos y lo alcanzan pocos, vemos ahora que este ideal no es bueno para la mayoría.

El grito de libertad ha sido en la historia estandarte de la clase oprimida, sin embargo ahora lo esgrimen multinacionales y países ricos porque desde la libertad sin límites hacen suculentos negocios. Libertad para invadir Irak rico en reservas petrolíferas, libertad para realizar vertidos tóxicos, libertad para excluir de asistencia médica a los asegurados con enfermedades que requieran intervenciones quirúrgicas, libertad para el control de patentes de los medicamentos y trabas a los genéricos (Ignacio Ramonet).

Ponemos límites a la velocidad en carreteras, límites a la tasa de alcohol para conducir. ¿Por qué no hay que poner límites en la política si se quiere un equilibrio social y no un mundo cada vez más desequilibrado con pobres y terroristas en un extremo y en el otro ricos con enormes fortunas que son capaces de doblegar gobiernos ?

En el juego de póquer, cuando se juega entre amigos y se quiere mantener la amistad se pone límite de dinero en las apuestas. Si no se hiciera así, el que tienen más dinero acabaría siempre ganando al que tiene poco.

Si este voto por la libertad ilimitada de los republicanos de Estados Unidos hubiera sido contabilizado en el conjunto de una democracia mundial no habría triunfado. La concesión de las donaciones electorales ilimitadas carecería de sentido en un mundo en el que el 10% de la población mundial acapara el 80% de los recursos del planeta.

Anuncios

6 comentarios »

  1. Te veo rejuvenecido, pareces un chico de 20 años en el mayo del 68. Pero lo que dices es la verdad pura y dura. Saludos

    Comentario por Oyente — enero 25, 2010 @ 10:39 pm | Responder

  2. Como en la regulación del tráfico ciudadano, en la vida social, política y económica de un país es necesario establecer semáforos que regulen la “circulación vial”. La grave dificultad estriba en quién debe ser el que establezca esas restricciones a nuestra libertad individual, y cuales deben de ser las mismas. Los mecanismos políticos de representación democrática de la voluntad popular son muy imperfectos, y conviene limitar su uso al mínimo de situaciones posibles necesarias para la convivencia.

    El “campo de juego” de una verdadera democracia se llama Libertad, no intervención. El origen de la democracia está en conjugar las libertades individuales en convivencia, no en el intervencionismo. El origen del totalitarismo está en el intervencionismo, en la “ingeniería social”. Es por ello por lo que se debe ser muy precavido en regular e intervenir. De entrada, siempre desconfiar de cualquier regulación, aunque Ignacio Ramonet sabemos que juega en otra liga.

    Permíteme referirme a unas reflexiones un poco más extensas en la última entrada de mi blog “De reflexión…, en reflexión“ (http://fromreflection.blogspot.com/).

    Cordialmente

    Comentario por fromspanya — enero 26, 2010 @ 8:41 pm | Responder

  3. Evidentemente estamos ante el quid de la cuestión, es decir organizar la convivencia de las personas de un modo que resulte satisfactorio para todos es el arte que define a los buenos políticos. Copio literalmente del comentario anterior: “El origen del totalitarismo está en el intervencionismo, en la “ingeniería social”. Es por ello por lo que se debe ser muy precavido en regular e intervenir. De entrada, siempre desconfiar de cualquier regulación” –
    Por la misma razón yo desconfío de las ausencias de regulaciones; sin regulación es fácil, y yo diría que casi inevitable, que los grupos más fuertes acaben imponiéndose a los más débiles; la ausencia de regulación es lo que más gusta a las grandes compañías que de esta forma hacen y deshacen a su antojo en países de escasa tradición democrática. Termino como empecé; el arte del buen político consiste en encontrar el punto de equilibrio entre la regulación intervencionista y la libertad correctamente entendida. Es el quid de la cuestión.

    Comentario por Oyente — enero 27, 2010 @ 5:00 pm | Responder

    • Estoy completamente de acuerdo con el comentario de la necesidad de un equilibrio. Ese es el quid de la cuestión. No se debe crear sociedades totalitarias, pero tampoco liberalismo sin control. En este último caso , el poderosa gana y abusa.

      Comentario por hombredeapie — enero 28, 2010 @ 7:18 pm | Responder

  4. […] Enero 23, 2010 DONACIONES ELECTORALES ILIMITADAS […]

    Pingback por Indice entradas julio 2009 a enero 2010 « Hombre de a pie — enero 30, 2010 @ 7:08 pm | Responder

  5. Hay que huir de un Estado Totalitario y no llenar el mundo de semáforos, pero si unn exceso de velocidad en carretera está relacionado estadísticamente con un mayor número de muertes por accidentes, hay que poner más radares e incrementar el coste de las sanciones.
    Si el humo del tabaco causa daños en la salud, hay que prohibir fumar en lugares públicoa.
    Si las distancias entre ricos y pobres se hacen cada día más grandes en nuestro tiempo, significa que no se han puesto los límites apropiados.

    Comentario por hombredeapie — enero 31, 2010 @ 4:29 pm | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: